Tras más de 10 años de experiencia en el servicio de novias, mi visión de este servicio va más allá del maquillaje. Tu boda es un día irrepetible y único, y si voy a formar parte de él quiero que te sientas especial y cuidar cada detalle al máximo.

Para mí lo más importante a la hora de maquillar una novia es la conexión que se cree entre nosotras. Por ello he creado un servicio exclusivo en el que tendremos tres citas, una de ellas será simplemente para conocernos y hablar sobre tu boda. Otra prioridad es tu piel, por lo que haremos creación de rutina previa a la prueba y un tratamiento de hidratación y luminosidad en cabina para preparar la piel para el día B.

¿Te casas y quieres que sea parte de tu día más especial?